Violencia en Boyacá 2019: el delito sexual, incremento sin tregua

Por | Jacinto Pineda Jiménez, Director Territorial Esap Boyacá-Casanare

Jacinto Pineda | Dir. ESAP

De cada 100 mujeres violentadas sexualmente en Boyacá, 25,5 son menores de 10 años; el rango de edad con mayor riesgo son las niñas entre 10 a 13 años, que representan el 31,9% de las 595 valoraciones practicadas en mujeres, año 2019. Sigue el incremento del delito sexual. 

En el año 2019, de acuerdo a las cifras del Instituto Nacional de Medicina Legal (INMLCF), publicadas esta semana, las violencias en Boyacá disminuyeron en general, pero estos avances fueron opacados por el continuo incremento de la violencia sexual desde el año 2016. La violencia intrafamiliar tiende a la baja; por ejemplo, los casos de violencia entre pareja, la de mayor frecuencia, pasó de 1.557 casos en el año 2018 a 1.341 en el 2019, es decir una reducción de 216 casos, lo que es positivo. En el 86,1% de este tipo de violencia las víctimas son las mujeres. En total, en el año 2019, se presentaron 2.122 casos de violencia intrafamiliar en Boyacá, de los cuales el 76,8% las víctimas son mujeres. La tasa de casos de violencia intrafamiliar en Boyacá fue de 172,39 por cada cien mil habitantes, sin embargo, sigue siendo superior al promedio nacional que es de 156,5.

Ahora, frente a los homicidios, en el año 2018 se registraron 85, y para el 2019 se presentaron 79 casos, lo cual implica una disminución. Ante los suicidios hubo un incremento, al pasar de 71 a 76, periodo 2018 a 2019. Este fenómeno afecta con mayor rigor a los hombres (68 casos), en especial en el rango de edad entre 20 a 24 años, al registrar 13 hombres suicidados, es decir el 19,1% de los casos. Las muertes causadas en accidente de tránsito también disminuyeron al pasar de 210 (2018) a 202 (2019). 

Violencia sexual en Boyacá

Gráfico uno

Fuente Medicina Legal, elaboración propia

Mientras las violencias en general en Boyacá disminuyen el número de casos de valoraciones por presunto delito sexual aumentan. El gráfico uno evidencia el comportamiento de la violencia sexual en Boyacá del año 2015 a 2019, donde es claro el aumento. Entre el año 2018 a 2019 hubo un incremento de 39 casos lo que significa un 6,04% más. En Colombia el incremento fue muy leve al pasar en igual periodo de 26.065 (2018) a 26.158 (2019) es decir 93 casos más, lo que porcentualmente no es significativo. La tasa por cada cien mil habitantes en Boyacá es de 55,65 casos superior a la del país que registra 52,96. 

Tabla 2. Rango de edad, sexo y número de casos por presunto delito en Boyacá 2019

Rango EdadCasOS MujerCASOS HombreTotal CASOSTOTAL EN PORCENTAJE
(00 a 04)              35              11              466,7
(05 a 09)           117              29           14621,3
(10 a 13)           190              29           21932,0
(14 a 17)           142              13           15522,6
(18 a 19)              24                2              263,8
(20 a 24)              30                1              314,5
(25 a 28)              12                1              131,9
(29 a 34)              12                3              152,2
(35 a 39)              11 –              111,6
(40 a 44)                5                1                60,9
(45 a 49)                5 –                50,7
(50 a 54)                3 –                30,4
(55 a 59)                2 –                20,3
(60 a 64)                1 –                10,1
(65 a 69) – – –
(70 a 74)                4 –                40,6
(75 a 79) – – –
(80 y más)                2 –                20,3
Total           595              90           685100
Fuente Medicina Legal, elaboración propia.

En Boyacá en el 2019, los exámenes médico legales sexológicos por presunto delito sexual, practicados a niños, niñas y adolescentes, representó el 82,6 % del total de la violencia sexual. El 6,7% de las valoraciones practicadas durante el año 2019 se realizaron a infantes entre los 0 y 4 años de edad (46), 35 niñas y 11 niños fueron las víctimas menores de cuatro años. El grupo de edad de mayor vulnerabilidad y, desde luego, de riesgo más alto son las niñas y niños de entre 10 a 13 años, que alcanza a 219 casos de los 685 presentados en Boyacá; es decir, el 32% del total de casos. En Colombia, para agravar la situación, en el 45,5% de los casos el presunto agresor es un familiar, siendo los padrastros los mayores agresores y el 22,6% es un conocido. El escenario del hecho con mayor riesgo para que se cometan actos de violencia sexual es la vivienda, donde se perpetró el 74 % de los casos. Paradójico pero el mayor riesgo de violación sexual es la propia familia y su vivienda.  Otro dato, en el 95,78% de los casos el presunto agresor es un hombre, de acuerdo al informe de medicina legal para el año 2019. 

Comportamiento municipal

La violencia sexual comprende aquellos hechos que van desde el acoso hasta la penetración, pasando por la manipulación de las partes íntimas y agresiones físicas, y se cometen contra mujeres, niños, niñas y adolescentes principalmente.  Sus causas son múltiples y complejas, pero regularmente asociada a una sociedad machista. En Boyacá por número de casos la ciudad que más registra hechos de delito sexual es Tunja con 161 casos, es decir una tasa de 91,3 casos por cada cien mil habitantes, muy superior a la departamental (55,65) y la nacional (52,96). Le sigue Duitama con 98, Puerto Boyacá 39, Sogamoso 35, Samacá 21 y Chiquinquirá 19, siendo este último municipio el que presentó la mayor disminución con relación al año 2018 (38). Ahora, frente a las tasas por cada cien mil habitantes, preocupantes para el 2019 las registradas en Rondón (251,68), Gachantivá (215,91), Arcabuco (203,67). Estos dos últimos municipios repiten el mismo lugar de 2018 y aumentan las tasas.

Aquí hay un drama que afecta los derechos de niñas y niños, con consecuencias inimaginables pero devastadoras para las víctimas, por ello estas cifras de la violencia sexual deben convertirse en reflexión y acción para el Estado y la sociedad. Nada de posturas ideológicas o simples manifestaciones de preocupación, lo que requerimos son esfuerzos conjuntos para revertir la tendencia del incremento de los casos de presunto delito sexual.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.