El ‘Somos FIC’ 2022 se despidió

Foto | FIC
Publicidad

El Festival Internacional de la Cultura culminó una edición que quedará para la historia.

La edición 49 del FIC bajó el telón y cerró con presentaciones musicales, obras de teatro, danza, exposiciones, literatura y más. El teatro siempre llenó salas.

Dos obras que transmitieron sentimientos y ofrecieron inolvidables experiencias a los asistentes, fueron las que se presentaron en el cierre del área teatral.

Publicidad

La primera de ellas fue ‘Las preguntas de Chucho y Chechi’ a cargo de Urdimbre Teatro de Boyacá, en la que sus actores interactuaron con el público asistente a la plazoleta del templo San Ignacio de Tunja.

En este escenario a cielo abierto, los actores hicieron gala de su talento, al interpretar varias escenas de la cotidianidad que dejan una enseñanza, en particular, para las niñas y niños.

Por otra parte, en el Teatro Bicentenario de Tunja, el grupo boyacense ‘Ojo de Agua’ concluyó con broche de oro esta versión del Festival Internacional de la Cultura con su obra ‘Ayni, Trilogía de los días sin tiempos’, en el que ofrecieron una gran puesta en escena que llevó a los asistentes por un tejido entre artistas y artes del carnaval andino: el Carnaval de Oruro de Bolivia, el Carnaval de Blancos y Negros de Pasto y el Clestrinye o Bétsknaté de los pueblos indígenas del Putumayo, conocido como Carnaval del Perdón.

Esta obra busca que los personajes se cuenten así mismos y a su sombra: conquistado y conquistador, ángel y diablo, vivo y muerto, mujer y hombre, brujo y jaguar, humano y monstruo, héroe y traidor, la cual se desarrolló con instrumentos escénicos imprescindibles como la música, las artes plásticas, la danza y el actor que trabajan en la construcción de atmósferas que son espacios múltiples sin tiempo.

Con esta creación producto del talento boyacense, se cerró la programación en esta línea del FIC, que tuvo una de las mayores participaciones en asistencia, registrando un aforo total en cada una de las 54 funciones programadas, dentro de
la cuales participaron 3 grupos de teatro internacionales, 17 grupos nacionales y 18 departamentales.

Música: los alternativos convocaron gran público

Los amantes del rock disfrutaron con las notas agudas, los sonidos potentes de las guitarras eléctricas, los bajos y la batería en la octava versión del Festival de Rock de la Independencia, certamen en el que participaron siete agrupaciones boyacenses que pusieron a vibrar a los miles de asistentes a la carpa principal, ubicada en la Plaza de Bolívar.

El primer grupo en entrar en acción fue Los MalXparidos, quienes con su fusión de ska y rock y llamativas prendas de vestir, transmitieron buena energía en el escenario capitalino. Tras ellos, se presentaron Los Píxeles de Warhol, Dark Xue, Infernal Raven, Motaba, Dark Side y Mantralos boyacenses.

Danza: puestas en escena con carácter y brillo

El Auditorio Boyaquirá de Tunja, fue el epicentro de la danza con la presentación de varias agrupaciones que deleitaron al público con lo mejor de sus puestas en escena que estuvieron llenas de emoción, baile y folclor.

En la tarima hicieron parte los ganadores de la convocatoria FIC, Suadance Dance Company con su obra ‘El Oportunista’ y la Fundación Nubale de Colombia con ‘Las Mujeres Olvidadas de la Libertad’, Eternamente vive quien muere por la Patria.

A su vez, la Fundación Cultural Haskalá presentó, en el último festivo de noviembre, la obra La Guerra de los Mil Días, una historia de amor en medio del conflicto armado del país, donde 26 bailarines en escena trajeron esta propuesta al Teatro Mayor Bicentenario después de presentarse en México y otras ciudades, cerrando así el Somos FIC 2022.

Cinematografía, conectada con el público a través de la formación

Esta línea cerró su participación con El Taller de Preparación de Actores por parte de Carlos Medina ‘Fagua’, donde los asistentes realizaron diferentes ejercicios y técnicas para el desarrollo de esta profesión.

De otro lado, también se proyectó la película ‘Homo Botanicus’, que cuenta la historia de Guillermo Quintero, quien tras quince años después de abandonar sus estudios visita a su antiguo profesor, el botánico Julio Betancur.

Con él y su nuevo discípulo, el joven tunjano Cristian Castro, regresa a los bosques tropicales colombianos para explorar una vez más su vieja pasión por esta ciencia. Esta obra hace entender al público la importancia del legado y la fuerza del antiguo vínculo entre maestro y alumno. Mientras nos sumergimos en sus dudas sobre la ciencia y las formas en que vemos el mundo, se construye una reflexionar sobre las obsesiones del hombre moderno por controlar y describir a la Naturaleza.

Literatura y música se tomaron a Sogamoso

Orlando Villanueva Martínez, profesor titular de la Universidad Distrital Francisco José de Caldas, licenciado en Ciencias Sociales, especialista en Pedagogía de la Comunicación, magíster en Investigación sociales interdisciplinaria y en Historia de la Universidad Nacional de Colombia; doctor en Historia de la Universidad Nacional de Colombia y pos doctor en Educación, Comunicación y Cultura de la Universidad de Córdoba (Argentina), realizó la charla: Guadalupe Salcedo y la insurrección llanera 1949 –1957, en el Teatro Sogamoso.

Por otra parte, en el Teatrino Francisco de Paula Santander se cumplió el concierto tres coros boyacenses, con la participación de: Coro voces Conalpre, Coral Juvenil Shabach y la Asociación Coral Sogamoseña, en una velada que llenó de emociones a los asistentes a este hermoso escenario.

Sutamarchán, en el cierre de los municipios descentralizados

En este bello municipio las danzas, la música y el buen humor se llevaron todas las palmas.

La Compañía Artística Revelarte, ganadora de la Convocatoria FIC, llenó todos los sentidos con su extraordinaria puesta en escena ‘Colombia un solo jolgorio’, en el que sus bailes, actuaciones y coloridos trajes típicos mostraron la hermosa herencia que ha tejido la región a lo largo de los años.

El toque humorístico lo puso el boyacense, Frey Eduardo Quintero Suárez, ‘Boyacomán’, quien, con su picardía, picantes comentarios y chistes, hizo que propios y visitantes se divirtieran por más de una hora.

Para culminar la jornada, la buena música no podía faltar, es por esto que en la tarima principal se presentó el Rey Vallenato, Ronald Torres y los Diferentes del Vallenato, que con sus temas y excelente ritmo pusieron a gozar a los miles de espectadores.

Duitama

La línea de Patrimonio realizó el concierto – conferencia denominado Sonidos del barro en la Colombia prehispánica, en el que se mezcló la historia de los antepasados que habitaron el territorio, con objetos y sonidos que han acompañado desde tiempo inmemorial la cultura del país.

Desde la organización recuerdan visitar los canales de comunicación oficial del Festival Internacional de la Cultura: @ficboyaca en Instagram; FIC_Cultura en Facebook y Twitter; donde podrá encontrar la información de esta versión.

*Con información suministrada por Comunicaciones FIC 2022.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.