Amaya no bajó la guardia en 2017

0
1175
PUBLICIDAD

Pese a las dificultades, el Gobierno Departamental supo sobrellevar la situación y presenta cifras alentadoras para el territorio boyacense en 2017.

El municipio de Tuta fue escenario para la rendición de cuentas del gobierno de Carlos Amaya, donde se contó una masiva asistencia de campesinos, quienes fueron testigos de lo expuesto en torno al sector agropecuario, el cual se robó toda la atención en el transcurso de la actual vigencia.

“Vivimos el año del campo, por eso invertimos cerca de 130 mil millones en este sector tan importante para la economía del departamento, además, presentamos un proyecto en la Asamblea para que el 1.1% de los recursos de libre destinación sean para el agro. Haremos una inversión inicial de 2.500 millones de pesos y cada año aumentará”, indicó el Gobernador.

Asistencia técnica, maquinaria agrícola, vivienda rural, compensaciones para el sector lechero y papera, modernización y ayuda a los sectores productivos, fueron entre otras, las ayudas que recibió la comunidad campesina.

En cuanto al tema de salud, se invirtieron más de 63 mil millones de pesos para la prestación de servicio de salud para el régimen subsidiado; 13 mil millones para saneamiento fiscal de los hospitales de Paipa y Valle de Tenza; 13 mil millones de pesos para reconstrucción hospital de Miraflores: más de 23 mil millones de pesos para infraestructura hospitalaria en 44 municipios; 14.500 millones de pesos para saneamiento fiscal de 23 ESE; 17.740 millones para construcción Hospital de Moniquirá; 15 mil millones de pesos para ambulancias y dotación de ESE y 17 mil millones de pesos para inspección, vigilancia y control de factores de riesgo del ambiente y del consumo.

Desarrollo humano fue una de las apuestas para este año, por ende, fueron destinados más de 14.500 millones de pesos para mejoramiento de la calidad de vida del adulto mayor y 200 millones en prevención de violencia. Además, fueron capacitadas 580 mujeres en liderazgo político, 120 personas en atención integral de la primera infancia y 360 graduados producto de las acciones de la Mesa Departamental de Víctimas.

En infraestructura, lo que quizá sea lo más destacado del año es la formulación y viabilización del Contrato Boyacá Bicentenario, que contempla más de 240 mil millones de pesos construcción, mejoramiento, mantenimiento y rehabilitación de varios corredores. También se invirtieron 91.200 millones en placa huellas rurales, 67 mil millones de pesos en vías intermunicipales y 17 mil millones en soluciones de movilidad en zonas urbanas.

Desde que se posicionó como Gobernador, Carlos Amaya tomó la bandera de la educación, en su primer año invirtió más de 600 mil millones de pesos, y en 2017, no quedó atrás; 76 mil millones fueron destinados para 24 nuevos colegios en 22 municipios; 27.400 en colegios rescatados y mejor dotados en 23 municipios; 10.300 millones en transporte escolar (43 buses); 71 mil millones para alimentación escolar y 6.600 millones para programas de educación para jóvenes y adulto mayor (10.395 beneficiados).

El agua es el recurso más importante para el ser humano, motivo por el cuál, se invirtieron más de 24.370 millones de pesos para agua potable; más de 8 mil millones para disposición de aguas residuales; 3.560 millones en construcción de pozos profundos y más de mil millones en compra de predios de interés hídrico.

En materia ambiental, Boyacá Bio es una apuesta que pretende impulsar los procesos de investigación en los ecosistemas boyacenses como los páramos, ricos en biodiversidad y fuentes de agua para el departamento. El programa tiene como objetivo fortalecer el turismo científico como alternativa de desarrollo económico, cuenta con recursos por más 15 mil millones de pesos y ya se abrieron las dos primeras convocatorias.

Estrategias de educación ambiental y trabajar de la mano con las corporaciones autónomas fueron entre otros, los puntos altos en este sector.

En productividad, TIC y gestión del conocimiento se destaca el apoyo a empresas boyacenses (1.600 millones de pesos), cadenas productivas y emprendimientos, la llegada de la televisión digital terrestre a varias regiones y la entrega de tablets a estudiantes y la formación docente a través del programa DocenTiC, con apoyo del MinTic.

Desde la Secretaría de Hacienda, se presenta un balance positivo, la tarea de sacar el proyecto del empréstito por 46 mil millones de pesos no fue fácil, sin embargo, se hizo posible y ya se está utilizando para obras en Boyacá. Así mismo, se fortalecieron los procesos de recaudo y fiscalización.

Tocando el tema del sector comunal,  se destinaron recursos para el fortalecimiento de las Juntas de Acción Comunal, en torno a los procesos de constitución, legalidad y manejo de las comunidades. Además, desde la Dirección de Juventudes se realizaron procesos de impulso de las plataformas juveniles generando espacios de participación en la formulación de políticas públicas en diferentes territorios.

En cultura y turismo, se organizó el Festival Internacional de la Cultura, resaltando las costumbres del campo, se apoyaron a bandas musicales con nuevos instrumentos, se promocionó el departamento a nivel nacional e internacional, entre otros.

Momentos difíciles y otros de satisfacción

Para Amaya este ha sido un año difícil, él expresó que el tema de reabrir el PNN El Cocuy fue complicado, pero tomando como punto de partida el diálogo, se pudo hacer realidad, y hoy el norte del departamento vive un proceso de recuperación económica.

Como punto alto en esta vigencia, el Gobernador pone sobre la mesa la aprobación del nuevo modelo de cobro de matrículas de la UPTC, que según él va beneficiar de gran manera a los jóvenes de escasos recursos que podrán acceder educación superior, fijarse un futuro y mejorar sus condiciones de vida.

El trabajo de los entes descentralizados

Lotería de Boyacá, Itboy, Indeportes e Infiboy mostraron resultados a lo largo de 2017.

Los entes descentralizados cumplieron, ejemplo de ello es la Lotería de Boyacá, que sigue posicionándose como una empresa sólida en su camino por convertirse en la mejor Lotería del país. Le aportó en 2017 más de 29 mil millones de pesos para la salud y aumentó sus ventas en un 11%, cifras contundentes.

El apoyo al deporte es fundamental, y en eso se ha centrado Indeportes, generando respaldo a las distintas ligas y escuelas deportivas del departamento. Mejoramiento de las instalaciones del Estadio La Independencia de Tunja, apoyo a deportistas de alto rendimiento y acompañamiento a los eventos deportivos de carácter local, nacional e internacional  que desarrollaron en Boyacá, otras de las gestiones del instinto.

Desde el Infiboy, se contribuyó con la otorgación de predios de propiedad del instituto, para temas como la preservación de Lago Sochagota, recuperación ambiental de las zonas aledañas al PNN El Cocuy, la llegada de una sede de la UPTC a Soatá y la recuperación del Hotel Casona del Salitre.

Haciendo énfasis en seguridad vial, el Itboy logró reducir en un 9.2% los índices de accidentabilidad, señalizar vías en algunos municipios que le corresponden al departamento y campañas de cultura vial en las épocas más concurridas del año.

El diálogo fue la solución

Desde que Pedro Pablo Salas asumió como asesor para el diálogo social, ha tenido grandes retos, uno de ellos fue la concertación con las comunidades de Norte y Gutiérrez por el tema del cierre del Nevado El Cocuy, con paciencia se pudo sortear esa situación. El acompañamiento a problemáticas de materia ambiental y social, ha hecho que Salas sea un enlace entre el gobierno y los boyacenses, fortaleciendo ese vínculo día tras día.

Boyacá ante el mundo

Cifras expuestas demostraron que el territorio boyacense, en algunos casos, quedó bien parado a nivel nacional en 2017.

  • Primer departamento del país en mejorar la calidad de vida de los campesinos y fortalecer la actividad agropecuaria.
  • Primer departamento en Pruebas Saber y líder en educación básica, primaria y media.
  • Único departamento en garantiza la alimentación escalar desde el primer día de clases.
  • Tercer departamento en producción láctea.
  • Es uno de los 7 departamentos calificados como ‘Desarrollo económico alto’.
  • Primer departamento en formular y aprobar una política pública de trabajo decente.
  • Cuarto departamento con mayor creación de empresas en 2017.
  • Primer departamento en lanzar un programa Bio para la conservación e investigación del medio ambiente.
  • Tercer departamento en reputación hotelera.
  • Primer departamento en implementar programas de atención a víctimas del conflicto armado.
  • Primer departamento en tener una mina didáctica, inaugurada por Santos en el Centro Nacional Minero en Sogamoso.
  • 217 empresas registradas en Boyacá en 2017.
  • Segundo departamento con mayor aumento de licencias de construcción.
  • En un 77% crecieron las exportaciones de productos boyacenses.
  • Cuarto departamento con mayor PIB per cápita.
  • Tercer departamento productor de flores tipo exportación.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.