Legado ambiental, próximo requisito para ser bachiller y profesional

0
462
Foto: Archivo - Nano Díaz / Erasmus Club Tunja
PUBLICIDAD

Mediante un proyecto de ley se busca que cada estudiante plante cinco árboles como requisito para obtener el título de bachiller o como profesional.

Una iniciativa loable ha sido presentada recientemente en el Congreso de la República. Mediante un proyecto de ley se busca combatir el devastador fenómeno de deforestación que han venido sufriendo varios territorios en todo el país.

Publicidad

Lo que se pretende a través del proyecto, concretamente, es que cada uno de los estudiantes que están en su último año de bachillerato plante cinco árboles, de no ser así, no podrían recibir su grado académico. El mismo requisito se impondría a los estudiantes universitarios que están próximos a recibir su título profesional.

Las iniciativa sería de un impacto altísimo pues se calcula que al año son más de 480.000 estudiantes los que aspiran al título de bachiller y un poco más de 226.000 están por conseguir su título profesional.

Es decir que, de concretarse esta iniciativa, anualmente se estarían sembrando en el país un poco más de tres millones y medio de árboles, lo que sería esperanzador para un país que reportó en 2018 una cifra de deforestación que superó las 197.000 hectáreas.

El responsable de esta iniciativa es el representante a la Cámara por Boyacá Wilmer Leal, que entiende que no se trata únicamente de delegar una tarea a los futuros bachilleres y profesionales del país, sino que es de vital importancia sembrar consciencia entre las nuevas generaciones sobre la importancia del cuidado de los ecosistemas.

“El cambio verdadero, sólo ocurrirá si empezamos a actuar, necesitamos asumir posiciones y decisiones encaminadas a proteger nuestra riqueza ambiental, nuestro propósito con esta iniciativa es que los jóvenes comprendan el valor de los ecosistemas y la importancia de dejar un “legado ambiental”.

De acuerdo al reporte oficial de 2018, entregado por el Ministerio de Ambiente, los municipios de Colombia en los que se presenta deforestación en mayor cantidad son San Vicente del Caguán y La Macarena, que representan el 20% del total de la pérdida de bosque en el país.

Y a pesar de que la cifra es alarmante, la proyección que se tenía para 2018 era superior a las 240.000 hectáreas, lo que haría creer que el panorama no es tan complejo, pero 197.000 hectáreas deforestadas no es un resultado que de ninguna forma resulte alentador.

En lo establecido en este proyecto de ley, que aún necesita ser debatido en el Congreso de la República, serían las corporaciones autónomas regionales las encargadas de determinar las zonas  donde se llevaría a cabo la reforestación y las especies de árboles a sembrar, obedeciendo  criterios de carácter técnico.

Este proyecto de ley busca comprometer por igual a entidades públicas como privadas, pues la responsabilidad ambiental es asunto de toda la sociedad colombiana.

Leal ha explicado que la propuesta no ha surgido de la nada sino que se se ha inspirado en las labores de reforestación que se han realizado en el ‘viejo continente’ y en Asia, donde se han tomado drásticas medidas para reducir el impacto del cambio climático, logrando resultados de impacto para el planeta, y despertando la consciencia ambiental en cada uno de sus ciudadanos.

Y si bien Boyacá no tiene la deshonra de ser el departamento líder en deforestación, es claro que ha de tomar medidas pues el segundo departamento en el que más aumentaron las cifras de intervención irregular de áreas de bosque, por lo que es necesario que sus pobladores se involucren en la solución de esta problemática.

Según lo estipulado en este proyecto de ley, se calcula que un plazo de diez años los estudiantes habrían colaborado con la siembra de 40 millones de árboles.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.