Tres docentes boyacenses exaltados con el Premio Compartir al Maestro y Fundación Antonio Puerto

0
3452
Foto: @sedboyaca

Este reconocimiento es una antesala de lo que será la Ceremonia Nacional del Premio Compartir al Maestro y al Rector.

Debido a sus buenas prácticas pedagógicas, Osmar Ebeiro Perilla y Carlos Andrés Jiménez recibieron el Premio Compartir en la categoría docentes, mientras que Alfonso Molano Guío  fue resaltado por su labor como rector.

Ellos terminaron siendo exaltados en esta decimonovena edición del Premio Compartir luego de sobresalir entre más de 65 propuestas de maestros y 13 de rectores en el departamento de Boyacá.

Recibir este reconocimiento no ha sido una labor sencilla, en el caso del profesor Osmar Perilla esta es su segunda participación, pero su esfuerzo ha rendido sus frutos ya que ahora participará por este reconocimiento pero a nivel nacional. Osmar es consciente de que representar al departamento en este concurso a nivel nacional tiene varias implicaciones y más allá del premio en metálico que pueda obtener a nivel individual o para la institución que representa, sabe que lo fundamental es que las iniciativas de enseñanza que viene promoviendo, pueden resultar implementándose a lo largo y ancho del país.

Carlos Andrés Jiménez también obtuvo este reconocimiento a nivel departamental, no participará en la premiación a nivel nacional, aunque algún día espera hacerlo. “En el caso mío, seguiré mejorando para volver a presentarme el próximo año o de pronto dentro de dos”, le indicó Carlos Jiménez a EL DIARIO.

Jiménez es consciente de que la educación en el país tiene mucho por mejorar, y ha querido explorar técnicas de enseñanza mediante el juego (gamificación). “A través del juego comencé a crear guías para el aprendizaje de diferentes saberes, desde mecanografía hasta diseño 3D. Todo es a través del juego.

Este docente es consciente de que la utilización del juego para la enseñanza no goza de la suficiente popularidad entre las técnicas o estrategias de enseñanza, pero también tiene plena confianza en el potencial de su uso para mejorar las formas de aprendizaje. Sin embargo, para establecer la gamificación como método alternativo de enseñanza es necesario más apoyo. “Realmente estamos un poco descontextualizados y la inversión es mínima. El grupo de docentes que buscamos alternativas, que somos inquietos; en muchas ocasiones no encontramos el apoyo. A veces la palmada de felicitación, pero lo que venimos tratando de implementar son propuestas nuevas, que gozan de reconocimiento en el exterior; que además son buenas, viables baratas; y la verdad el tema gubernamental se ha vuelto tedioso porque muchas veces se vuelve una obligación tener a un amigo o a un conocido para apenas conseguir que a uno le escuchen su propuesta”.

 

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.