Se estima que 847.000 nuevos viajeros lleguen al país en aproximadamente un año. ¿Cuántos a Boyacá?

0
1318
Samacá, Boyacá. Foto | Hisrael Garzonroa
PUBLICIDAD

Esta cifra constituye el 200% más que los resultados totales del año anterior, de acuerdo con estimativos del gobierno, lo cual se traduce en que el turismo sigue siendo una de las actividades que mejores expectativas proyecta para la economía colombiana en los actuales momentos.

Para un departamento como Boyacá, que siempre ha sido una región de especial atracción, la pregunta es si estamos preparados para participar de una buena porción de la torta y qué se está haciendo en la región para diversificar la oferta y mejorar en todo momento la calidad del servicio.

Publicidad

Otro asunto en el cual el departamento debe seguir trabajando es en el de la Paz, que según afirmó el propio presidente Santos en la clausura de Anato, “el turismo es el sector más ganador con la paz y hemos visto cómo visitantes están llegando a sitios que nunca pensaron conocer”.

En el caso de este departamento, es necesario que el clima de paz se consolide en el Occidente del departamento, región que siempre ha estado signada por latentes amenazas que presagian el regreso de la violencia; mientras en otras regiones, como la del Norte de Boyacá, volvieron a ser escenarios de la presencia y acción del ELN, organización guerrillera que ha arreciado sus acciones en contra de la infraestructura petrolera, que volvió a decretar un paro armado, y que, al parecer, vuelve a exigir el pago de vacunas, que para el caso les corresponde a los productores de carbón de la región que hoy atraviesan por una situación de bonanza dados los precios internacionales del carbón siderúrgico.

En la perspectiva de la paz es muy importante que el departamento y su clase política y dirigente esté atenta a participar y propiciar el mejor clima para consolidarla. Que en la región de Occidente sean superados, de una vez, los temores del regreso de la violencia que, siempre están presentes ante el posible resurgimiento de la llamada guerra verde; y, para el caso del conflicto armado con el ELN, que las fuerzas sociales y políticas del departamento tengan más protagonismo en la búsqueda de salidas, las cuales, como siempre, deberán ser más en el campo de la negociación que en el de la confrontación.

El buen momento del turismo extranjero

Santos resaltó en Anato que el año pasado llegaron a Colombia 6,5 millones de visitantes, un récord histórico para el país, cuando 8 años atrás la cifra apenas superaba los 2 millones. Entre tanto, la oferta de sitios también se ha diversificado, a más destinos que los tradicionales como Bogotá, Medellín y Cartagena.

Estas cifras son contundentes, pero deben reflejarse para el caso del departamento que podría pasar a ser el receptor de una porción importante de los nuevos visitantes al país. Este debe ser el momento de dar un salto cualitativo para transformar la industria en Boyacá luego del inexplicable sopor de las últimas décadas que ha relegado la región como destino turístico importante.

Hoy sorprende la comparación entre el auge extraordinario de un nuevo y excelente circuito turístico que se ha creado en el vecino departamento de Santander, con hitos como Barichara, San Gil, el Parque Nacional del Chicamocha y la misma Bucaramanga, y el rezago que se observa en sitios que pudieran seguir en la vanguardia nacional como Vila de Leyva y el Alto Ricaurte, la región de Paipa, el Lago de Tota y la Sierra Nevada. Y, como ya se mencionó, la incorporación de nuevas regiones de extraordinario atractivo en el departamento, que pueden ser focos de atención de primer orden para el turismo internacional y para seguir liderando la oferta como destino interno, que también es muy importante.

Las oportunidades están ahí

Quienes estuvieron en la reciente vitrina turística de Anato, y participaron de la onceava versión de ProColombia Travel Mart, a la cual llegaron 285 empresarios internacionales de 40 países, que se reunieron con 318 operadores colombianos de 20 regiones y se produjeron más de 5.700 citas de negocios que fueron atendidas entre 304 tur operadores colombianos y 283 mayoristas de 40 países, pudieron comprobar que las oportunidades para la industria son reales.

El asunto es cómo la industria en Boyacá participa y aprovecha de estas potencialidades, que están al alcance, ya que durante este encuentro empresarial los productos de hospedaje y hotelería, cultura, naturaleza y aventura, fueron los que más concentraron interés en los compradores internacionales. Estados Unidos, México y Brasil fueron los países con la mayor participación, con 50, 20 y 25 empresas respectivamente.

Alemania, Reino Unido, Francia y Canadá, también hicieron parte de la delegación de países invitados, junto al grupo más grande de empresarios provenientes del continente asiático: 14 mayoristas chinos, dos coreanos, dos japoneses y uno de Turquía, interesados en experiencias relacionadas con naturaleza, cultura y aventura.

Así que si se trata de globalización, el turismo es el que puede resultar para incorporar a Boyacá en este circuito. Habrá que ver cómo reaccionan los empresarios, el gobierno, y los gremios afines en Boyacá, para aprovechar este auge. Las inversiones en infraestructura aeroportuaria, de más de $7,5 billones en las que se han intervenido 95 aeropuertos del país, también han permitido dar una bienvenida cálida a los visitantes.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.