Lanzarán otra estrategia más para (crear) “verdaderos empresarios del campo”

1
154
Foto | Hisrael Garzonroa

Pareciera que el Gobierno no necesita que en el campo existan pequeños productores, sino que hayan grandes deudores que de acá a cinco años sean obligados a dejarle la tierra a los bancos.

Hoy, mientras están embolatados 400 mil millones de pesos recaudados durante los últimos años para proyectos ambientales y Parques Nacionales; mientras MinAgricultura y el Banco Agrario anuncian (tres meses después de iniciada la pandemia) beneficios a pequeños y medianos productores, dándoles créditos (si los dan) con tasas mucho más altas que a cualquier amigo de los grandes créditos; mientras productores de cebolla de Aquitania denuncian que en Corabastos que hay pérdidas de 46 carros de cebolla; ahora, el turno es para la ADR, que dice que lanzará una novedosísima herramienta para convertir al pobre campesino en un gran, rico y empoderado empresario.

“El mundo hoy ve oportunidades en el sector agro y la ADR sigue lista para enfrentar el reto”, dice la directora de la Agencia de Desarrollo Rural, Claudia Ortíz, en su reciente columna para La República, y que titula convenientemente: “¡A transformar el campo!”. Porque el campo hay que transformarlo, y, por qué no, encajarle también la palabra de moda para los negocios en pandemia: Reinventarlo. Así como se reinventaron los requisitos para “cuadrar” el nombramiento de Ortíz en la Agencia, tema que fue controversia, y hoy, parece haber quedado en el olvido.

La Agencia de Desarrollo Rural – ADR, dice en comunicado que quiere convertir a los pequeños y medianos productores del campo en “verdaderos empresarios del agro”. Para esto dará “una herramienta Metodológica Integral de Asociatividad-MIA (¿mía o tuya?), con la cual impulsará los esquemas asociativos”, eso sí, todo para el desarrollo rural.

“MIA es una estrategia de desarrollo agropecuario para fomentar, crear y formalizar nuevos grupos asociativos y fortalecer las organizaciones beneficiarias de Proyectos Integrales de Desarrollo Agropecuario y Rural“.

‘Ser competente’, el lema del capital. Productores competentes para una nación competente. “Para que sean más competitivos y lleven adelante sus iniciativas de manera profesional y sostenible”, grosso modo, se lee bien; pero la verdad es que, los no competentes (los que no encuentran semillas, los que pierden productos por culpa de medidas improvisadas del ICA, los que el banco los tiene a punto de rematar, los que pierden sus ventas por culpa de los “Reinventados” negocios de importaciones, a los que nadie vigila en medio de la inseguridad) pierden cultivos, pierden dinero, pierden la vida.

1 COMENTARIO

  1. No somos concientes del sacrificio del trabajo del campo, no construimos, sino que destruimos a largo plazo; las políticas públicas y las medidas tomadas realmente no contribuyen al desarrollo y menos restituyen los valores y derechos civiles de nuestros pueblos. Son pañitos de analgésicos para soportar el doluente futuro.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.