La Nueva Licorera de Boyacá le cumple a los boyacenses y ha transferido más de 37.000 millones de pesos

En medio de las dificultades, como si se tratara del ‘Ave Fénix’, la Nueva Licorera de Boyacá, de la mano y liderazgo de su Gerente, ha hecho un gran aporte a los recursos del departamento y proyecta cambio de imagen de algunos productos y exportaciones a Venezuela para los próximos días.

El gerente de la Nueva Licorera de Boyacá, NLB, tiene claro el horizonte y ha sorteado un tema tan delicado como la pandemia que azotó al departamento, al país y al mundo, creó soluciones que hoy le representan a departamento, en dos años, más de $7.700 millones de utilidades.

Y ya no piensa más en épocas difíciles, ya que se concentra en el presente y futuro, mirando los objetivos más cercanos para llegar al logro de las metas que se propone.

Publicidad

“Definitivamente la NLB le apunta a una mayor facturación, con el propósito de aumentar las transferencias a la salud, a la educación, al deporte y a la Gobernación de Boyacá a través de la búsqueda permanente de aliados estratégicos internacionales como hemos venido trabajando con Venezuela, Ecuador, Panamá, Centro América, Estados Unidos y Holanda”, comentó el gerente de la Nueva Licorera de Boyacá, Sergio Armando Tolosa Acevedo.

Así mismo, está enfocado en uno de los países hermanos para estos días, “en este momento ya se materializó una de las exportaciones que esperamos salgan ahorita en este mes de mayo, a partir del próximo lunes empezamos a envasar ese producto, a etiquetar y estampillar el producto, para que este pueda ser llevado a la frontera con Venezuela”, contó Tolosa.

La materialización de estas acciones, de estos mercados, al igual que la cobertura que se busca alcanzar con otros departamentos, donde ya se tiene presencia en Casanare, en mayo o junio se estaría entrando al departamento de Santander, y se espera que en el segundo semestre se pueda abarcar el mercado de Cundinamarca y de Arauca, como uno de los objetivos principales.

“En el inicio de esta nueva empresa estábamos en el corredor industrial, ahora ya cubrimos 114 municipios del departamento y adicional a eso empezamos a traspasar fronteras para poder entrar a esos departamentos que les comento, vecinos, hermanos, que ya tenemos adelantado ese trabajo para llegar con nuestros productos a nivel internacional. Inicialmente vamos a trabajar con Aguardiente Líder Azul saldrá para Venezuela bajo el concepto de bebida espirituosa, ya que en ese país los aguardientes son de más de 40 grados de alcohol, nuestros aguardientes son de 29 grados de alcohol, específicamente el Azul”, apuntó el gerente.

Cambio de imagen en el Ron Boyacá y el Ónix

En el 2021 la empresa trabajó fuertemente para cambiar la etiqueta del Aguardiente Líder, así como se amplió esta familia con la aparición de una edición limitada en diciembre. Y ahora más cambios para motivar a los compradores y consumidores.

“Para este año, trabajamos en el primer semestre, para que ya en el segundo podamos hacer ese cambio, entonces, en el segundo semestre vamos en temas de etiquetas, vamos a cambiar la imagen de nuestro tradicional aguardiente Ónix Sello Negro y el Ron Boyacá, digamos generando una etiqueta un poco más fresca, más juvenil, que impacte diferente al mercado; adicional a eso en la diversificación del portafolio en el tema de rones, vamos a sacar ron 3, 5, 8 y 12 años, para que la gente tenga toda la familia de un ron espectacular como lo es el Ron Boyacá, el de acá”, aseguró el funcionario.

Proyecciones son amores

La idea de la NLB es incrementar las ventas, que está dado en la cobertura departamental, “algo de ese incremento estamos esperanzado que sea de la venta en los departamentos y en las ventas internacionales; también tenemos que seguir invirtiéndole a la empresa, porque de verdad es una empresa que yo creería que hace más de 30 o 40 años no le invertían un peso, de modo que hemos venido reinvirtiéndole en temas de infraestructura: oficinas y bodegas, y en este segundo semestre la idea es continuar arreglos, al igual que eso venimos haciendo inversiones en la planta de producción, cambiando, repotenciando, y renovando algunos equipos que de igual forma tienen más de 30 años, venimos trabajando en eso para poder tener una empresa que no tenga nada que envidiarle a las grandes licoreras del país”, explicó este boyacense que se puso ‘la 10’ por la empresa.

Adiós a la pandemia

El alcohol antiséptico y el gel antibacterial son unos productos del portafolio de la licorera, una medida temporal, “mientras estaba la emergencia sanitaria, que se terminaba en abril, se extendió mayo y junio, es decir, que se estaría terminando en el mes de junio; nosotros estuvimos en una reunión con el Invima y ellos nos autorizan, o autorizarían, poder nosotros producir alcohol con una certificación puntual de medicamentos, y pues definitivamente la empresa no es de tipo farmacéutica, nosotros nos dedicamos es a producir bebidas alcohólicas, a la transformación de alcohol, de bebidas destiladas, por ello hacer esta inversión en certificación y en una línea de producción totalmente independiente a la de los licores, nos generaría un gasto, que en la relación beneficio – costo no sería aconsejable, preferimos quedarnos quietos, más bien buscar la manera de innovar, de poder salir al mercado y de poder mostrarle a nuestros consumidores unas innovaciones en portafolio y demás; yo creo que a partir de lo que nos dice el Invima seguiríamos con esta producción hasta finales de junio, y lo que produzcamos lo podríamos vender de junio a diciembre, lo que significaría que para el 2023 no tendríamos ninguno de esos productos”.

Resultados para rato

Sergio Tolosa ha demostrado que sí se puede y que seguirá en ese trabajo arduo, “nosotros como empresa de los boyacenses queremos demostrarles a todos los coterráneos, a todos los colombianos, que lo público también puede ser un administrador en buenas manos; en plena pandemia, de 28 meses que tenemos de vida como Nueva Licorera de Boyacá, prácticamente más de 20 a 21 meses han sido de pandemia; sin embargo, hemos transferido al departamento más de 37 mil millones de pesos, a la salud, al deporte, a la educación, a obras de infraestructura, a puentes, placa huellas, en fin, muchas cosas, dotación de centros de salud, dotación de escuelas, y adicionalmente, la NLB en dos años, ha generado más de $7.700 millones de utilidad, de ahí se va el 50 % para la Gobernación de Boyacá, en los mismos porcentajes que se va para las demás áreas; entonces, si la gente cree, si la gente consume, si los boyacenses creemos y consumimos lo nuestro, en los productos de la Nueva Licorera de Boyacá, esos recursos se revierten en beneficios directos para nuestra comunidad”.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.