En Tunja y Sogamoso destruyen y saquean los libros

Cientos de libros de la sección San Agustín del Banco de la República en Tunja están siendo reciclados ‘por descarte’ y en Sogamoso sus autoridades no saben qué hacer con material de la Casa de la Cultura.

Al escándalo por el robo y vandalismo contra libros y patrimonio cultural que hacían parte de la Casa de la Cultura de Sogamoso se agrega lo que ocurre en Tunja con libros de la sección San Agustín del Banco de la República.

Según una denuncia publicada recientemente por el periódico EL DIARIO, integrantes de la comunidad protestaron por el transporte de libros que estaban siendo sacados en camiones del claustro San Agustín, frente al Parque Pinzón, en donde venía funcionando parte de los servicios culturales del Banco de la República.

Publicidad

Ese claustro actualmente se encuentra cerrado por labores de restauración, pero lo que resulta extraño es la manera como se ha aprovechado esa situación para sacar libros y llevarlos a destinos desconocidos.

En redes sociales voceros de la comunidad publicaron fotografías del transporte de ese material e indagaron para dónde es llevado e incluso manifestaron que una persona encargada de esa actividad respondió de manera grosera cuando transeúntes indagaron por el destino de los libros.

Foto | vía Opin Arte Tunja

EL DIARIO se comunicó con Diana Sandoval Chaparro, gerente del Centro Cultural del Banco de la República en Tunja, quien reconoció que, en efecto, se han estado sacando libros en un proceso que ella llamó ‘de descarte’.

El periódico EL DIARIO envió una comunicación al Banco de la República indagando por los procesos de depuración de archivos.

Sobre las denuncias conocidas el fin de semana a través de redes sociales y divulgadas por el periódico El DIARIO, le trasladamos a la Gerente Cultural del Banco de la República las siguientes preguntas: ¿Qué está ocurriendo con la biblioteca San Agustín del Banco de la República?, ¿cuál es el futuro de ese centro cultural? ¿cuántos libros existen en la biblioteca San Agustín, de qué épocas y qué otros elementos de valor cultural albergan allí? Se ha dicho en los últimos días que han estado sacando libros; ¿cuál es el destino de esas publicaciones? Si se está realizando depuración de ese archivo, ¿cómo se está realizando ese trabajo? ¿con asesoría de quién? ¿qué libros se descartan? ¿con qué criterios se destruyen libros? ¿de qué temáticas? ¿de qué antigüedad? ¿se digitalizan? ¿es cierto que los libros pasan a reciclaje? ¿Qué le responden ustedes a quienes dicen que se está saqueando nuestro patrimonio?

Diana Sandoval, gerente del Área Cultural del Banco, dijo que las respuestas a esas preguntas ya habían sido redactadas por la regional desde hace tres días, pero que esperaban una autorización de la Oficina Jurídica con sede en Bogotá.

Sin embargo, la funcionaria aceptó que se ha adelantado un proceso de ‘descarte’ del material que estaba en el Claustro San Agustín, incluyendo libros, y señaló que lo que se hace es identificar en material que existe y luego se dan de baja los libros “como ocurre en todas las bibliotecas del país”.

“Con todas las garantías de bioseguridad, lo que se hace normalmente es una labor de selección, clasificación y destrucción de material. Pero no podemos decir cuántas toneladas se han descartado o cuántos libros”, dijo la funcionaria.

Anotó que se ha estado revisando cuál es el material y los libros que están en buen estado y muchos de ellos han sido entregados a las diferentes facultades de la UPTC y otro material ayudó a fortalecer el área cultural de la Institución Educativa del Sur de Tunja.

Aclaró, eso sí, que el material que fue descartado, incluyendo libros, se destruyó con el cumplimiento de normas de bioseguridad y ambientales.

Siguen críticas en Sogamoso

Mientras tanto en Sogamoso continúan las críticas contra la administración por el vandalismo y robo registrado a material que hacía parte de la Casa de la Cultura de la ciudad y que permanecía en el coliseo Alfonso Patiño Roselli, escenario que será demolido por encontrarse en mal estado.

La denuncia sobre el vandalismo contra el patrimonio histórico y cultural fue hecho inicialmente por la cuenta @uladaricochiquito en Twitter: “Dolorosa imagen de Sogamoso. Tristeza e impotencia. Así están los restos de la Casa de la Cultura en un histórico escenario deportivo de la ciudad. Para no hablar de la seguridad”, dijo ese tuitero.

De inmediato, durante el fin de semana pasado, varios actores de la vida pública de la ciudad, incluyendo políticos, criticaron la desidia y el abandono de la administración con material histórico y cultural que es patrimonio de la ciudad.

Le puede interesar: La cultura de Sogamoso… ¡A $200 el kilo!

Lo que ocurrió con ese material fue que lo ubicaron supuestamente de manera transitoria en el coliseo, después de que la justicia, por la demanda contra un comodato, ordenó un desalojo de la Casa de la Cultura, que venía funcionando en el primer piso del Concejo municipal.

Libros, instrumentos musicales y muchos otros elementos fueron dejados en el coliseo en ruinas y los ladrones se metieron, se robaron y saquearon parte de ese material.

Lo lamentable en Sogamoso es que ahora hay un archivo saqueado, que nadie (ni la administración) sabe qué fue lo que los ladrones se llevaron, que no hay sede para la casa de la cultura, que no hay sede de la Alcaldía, que tampoco hay estadio, que quieren demoler la plaza de toros y que muy pocos parecen dispuestos a construir algo.

Sobre el robo del material, la Secretaría General de esa ciudad, la Gerencia del Instituto de Recreación y Deporte local y el almacenista del municipio expidieron un comunicado en el que señalaron que el señor Alfredo Tovar, representante de esa Casa de la Cultura, solicitó que esos elementos fueran guardados en un especio de la administración municipal.

“Los elementos de mayor valor como pianos, cuadros y los libros fueron entregados al señor Alfredo Tovar. En su momento el señor Tovar manifestó no contar con un lugar dónde guardar los demás elementos, por lo que pidió que estantes, sillas, pupitres y libros restantes fueran guardados en un sitio de la Alcaldía de Sogamoso; por eso motivo se dispuso el coliseo cubierto Alfonso Patiño Roselli”.

Se ha presentado la denuncia pertinente ante la Fiscalía General de la Nación para que se realice la investigación y se logre la recuperación de los libros y estantes que fueron hurtados del lugar prestado para su resguardo”, dijeron.

Finalmente señalaron “con el fin de prevenir situaciones similares solicitamos por tercera vez al señor Tovar que se retiren de forma inmediata las sillas, pupitres, libros pertinentes, que aún permanecen en el inmueble público”.

Lo cierto también es que nadie sabe qué fue lo que se llevaron los ladrones y tampoco qué fue lo que dejaron, que seguramente es lo de menor valor. Mientras tanto, la administración seguirá ‘enhuesada’ con todo ese material, que no sabe dónde poner.

3 COMENTARIOS

  1. Tengo la respuesta al comunicado de la Alcaldía Municipal por parte de Alfredo Tovar. Donde lo puedo enviar me regalan un correo electrónico. Gracias.

  2. Respondiendo a la publicación titulada “En Tunja y Sogamoso saquean y destruyen los libros”, emitida por el periódico EL DIARIO el miércoles 04 de agosto del presente año, la Asociación de Recicladores de Tunja – Recitunja

    Pone de manifiesto que:

    En la ciudad de Tunja, ninguno de estos actos se llevó a cabo, dicho titular está generalizando hechos sin fundamento y estigmatizando al personal encargado del proceso de disposición final del material en desuso, particularmente con las fotografías publicadas.

    Así mismo se aclara que:

    En ningún momento se aprovecha el proceso de restauración del Claustro de San Agustín para sacar libros con destinos desconocidos, el material en desuso se retiró previo al proceso de descarte realizado a través de una revisión y selección exhaustiva, para su posterior destrucción y disposición final como residuos inservibles, con la autorización de la Gerente Cultural del Banco de la República DIANA SANDOVAL CHAPARRO.

    Se reitera que el proceso de depuración responde a procedimientos y normativas propias de las ciencias de la información y la documentación, acción más que clara para saber que no se está saqueando el patrimonio cultural del municipio de Tunja.

    Finalmente los sucesos acontecidos en la ciudad de Sogamoso no tienen relación con los procesos de descarte y depuración desarrollados en la ciudad de Tunja.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.