Boyacenses serían los grandes afectados con posible alza en precios de peajes al norte de Bogotá

1
1758
Foto: Archivo
PUBLICIDAD

La Administración Distrital contempla la creación de una alianza público-privada para la ampliación de la Autopista Norte y la Carrera Séptima al norte de la capital. Los boyacenses serían uno de los principales afectados con dicha decisión.

Desde hace unas horas la Alcaldía de Bogotá anunció un posible aumento en el costo de los peajes en la entrada y salida norte de la capital de la República. Esto con el ánimo de llevar a cabo la segunda fase del proyecto que busca ampliar el número de carriles tanto en Autopista Norte como en la Carrera Séptima.

Publicidad

Dicho proyecto empezó en marzo pasado y se espera que sea finalizado en 2020. Con lo que nadie contaba era con que la segunda fase implicaría un nuevo aumento en la tarifa de los peajes de la entrada norte de la capital de la República, lo que tendría como grandes afectados a los boyacenses; tanto a los que residen en Bogotá como a aquellos que deben viajar a dicha ciudad por trabajo, estudio o cualquier otro motivo.

Con el alza a los peajes se avizora un factible incremento en el costo de los pasajes de los buses intermunicipales, lo que podría traducirse igualmente en una reducción del número de viajes.

La preocupación es inminente pues el alza propuesta por el Distrito es desmedida. Un incremento de 3.500 pesos más temprano que tarde derivará en un reajuste de la tarifa de los tiquetes para la movilización por tierra.

Y si bien ningún político en Boyacá sentó su voz de protesta por el abuso al que serán sometidos su conciudadanos, si lo hizo el gobernador de Cundinamarca, Jorge Emilio Rey, quien señaló que “las obras son fundamentales y con ellos estamos por supuesto de acuerdo, con que se amplíen y demás porque es deber de los administradores de la ciudad, pero no a costa de que los ciudadanos sean los perjudicados”.

Hoy por hoy los peajes de la Concesión Accenorte S.A.S tienen un costo de 8.700 pesos para vehículos de dos ejes, que pasarían a verse como una cifra insignificante a partir del próximo 15 de enero, día en que entraría en vigencia la nueva tarifa, para ese momento de 12.200 pesos.

En la jornada de este martes se reúnen en la gobernación de Cundinamarca el gobernador de dicha jurisdicción y los alcaldes de Chía, Cajicá, Zipaquirá, Sopó y Gachancipá con el ánimo de unificar una propuesta a presentar al Distrito. Los mandatarios boyacenses brillan en este caso por su ausencia en tan trascendetal decisión.

Cabe recordar que cuando dicho proyecto fue anunciado por el entonces vicepresidente Germán Vargas Lleras hace un par de años, se dijo que no habría aumento en las tarifas de peaje, anuncio que fue respaldado por el alcalde Enrique Peñalosa, que hoy señala que no cederá ni medio centímetro en la propuesta de aumentar 3.500 pesos a la tarifa de peaje.

1 COMENTARIO

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.